Smart building

Smart building

Ya estamos acostumbrados a llevar en el bolsillo un Smart phone. Poco nos acordamos de los terminales antiguos que nos permitían realizar sólo unas pocas tareas con él, y tan sólo han pasado unos años.

Este cambio de tecnología y modelo de vida está pasando a otros ámbitos, tales como los vehículos, y los edificios. Respecto a los vehículos, principalmente los coches, ya vemos anunciado en la televisión cómo desde el ordenador de abordo podemos configurar una gran cantidad de parámetros.

En lo que respecta a los edificios, la domótica lleva tiempo abriéndose paso en los hogares, sin embargo, tenemos que destacar la gran apuesta realizada por la compañía Deloitte, que ha instalado su sede central el Amsterdam en el edificio más inteligente del mundo, llamado The Edge.

The Edge, tiene cerca de 28.000 sensores que controlan una gran cantidad de parámetros, y que cada trabajador tiene una app instalada en sus Smart phone. Basándose en esa gran cantidad de información, el edificio confecciona un patrón de funcionamiento que encaja a la perfección con las necesidades de sus ocupantes, de manera que conoce la agenda de trabajo de cada persona, asignando lugares de trabajo, plazas de aparcamiento, intensidad de luz, etc. a gusto de cada individuo.

Otro aspecto destacable del edificio es que es 100% renovable, captando la energía del sol, debido a sus paneles solares que cubren el edificio. Además, el diseño y materiales empleados, permiten un 70% menos de consumo que para otro edificio con su misma envergadura.

Poco a poco, este tipo de edificios inteligentes y sostenibles se irá abriendo paso, siendo cada vez más comunes en las grandes ciudades de todo el mundo.

468 ad

Submit a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *